Holtrop S.L.P. blog

En primer lugar, hay que tener en cuenta que la participación no se hará efectiva hasta que se alcance el objetivo de recaudación fijado para cada proyecto. El plazo máximo para este período de participación es de tres meses a contar desde la fecha de apertura. Transcurridos dichos tres meses se cierra el tramo con un volumen de litigios proporcional a lo aportado.

El plazo para recuperar la participación se deriva de la duración de los litigios, como regla general contamos con dos años de duración. La participación se recuperará, como plazo máximo, en el plazo de tres meses desde que haya finalizado el último de los procedimientos iniciados durante el período de participación. Cada procedimiento tiene una duración diferente; hay juzgados que son más rápidos que otros, hay procedimiento que se quedan en primera instancia y otros en cambio se apelan, etc. No se trata de un proceso corto, pero puede indicarse que un procedimiento puede durar entre uno y dos años aproximadamente, si bien es posible que la duración sea mayor, pero también menor, especialmente en casos muy claros cuando la contraparte se allana en las primeras fases del mismo.

Sin perjuicio de lo anterior, se podrán devolver las cantidades antes de que se finalicen todos los procedimientos abiertos durante el período de participación cuando se haya logrado obtener un número suficiente de sentencias estimatorias cuyos honorarios de éxito sean suficientes para restituir a todos los participantes las cantidades aportadas e incrementadas en los porcentajes que correspondan.